Sesión en la fuente

Una de las ideas que tenía desde hace tiempo para una sesión de fotos era hacerla al para intentar captar los colores del cielo cambiando de tonos azules a rojizos. Además para la localización me encontré con un que tenía una /estanque curioso y que se iluminaba a partir de que saliesen los últimos rayos de luz.

Esto significa que, siendo al atardecer, la luz será muy baja, y habrá que subir la ISO y hacer las fotos con unas velocidades de obturación bastantes bajas.

Pero, ¿a qué llamo una velocidad baja? Pues, el otro día, leyendo un poco sobre las cámaras Lomo, éstas indicaban mediante el parpadeo de una lucecita, que había una velocidad baja cuando el tiempo era inferior a 1/60 segundos. Ésto depende también de la distancia focal que usemos, que puede trepidar la foto, pero también del movimiento del sujeto (porque se mueva mientras se hace la foto). Así, podemos pensar que menos de 1/60 segundos es una velocidad baja.

Para que os hagáis una idea, yo disparaba a 1/8 segundos (8 veces menos de luz que a 1/60) en esta sesión…

El por qué de usar esa velocidad es:

  1. Para captar la luz ambiente y que el fondo no saliese apagado
  2. Para no subir demasiado la ISO (ya estaba a 800)
  3. Para tener cierta profundidad de campo y mayor nitidez (f/4.5)

Si bien es cierto que usando flashes podemos congelar el movimiento usando velocidades de 1/200, el fondo no habría salido iluminado, así que ésto es lo que había… Por cierto, hablando de flashes, usé dos: un Nikon SB-900 y un Canon EX-II 430 disparados remotamente con unos Cactus V4. Con el estrés se me olvidó hacer una foto del setup y de apuntar los parámetros, pero básicamente usé un paraguas blanco con el flash Canon, y uno plateado para el Nikon.

Ahora bien, al usar una velocidad tan baja, aunque el flash congele el movimiento y de la nitidez necesaria (ésto es genial), si el/la modelo se mueve aunque sea un poco se crea una estela de movimiento causada por la entrada de la luz ambiente recibida del sujeto en el tiempo que el obturador está abierto. Aunque no es tan visible como la parte que recibió la luz del flash, se crea ese efecto de estela que algunas veces será positivo, pero que en ésta en concreto, era totalmente negativo.

El efecto básicamente es un borde alrededor del sujeto que hace que parezca que está superpuesto en la imagen de fondo. La imagen que está encima de este párrafo, aunque está más o menos arreglada con el Photoshop donde he quitado ese borde, sigue transmitiéndome una sensación de poca naturalidad de la foto, y por eso mismo os la enseño.

Si además miráis este recorte al 100% (click en la foto para verlo al 100% real) de la foto antes de ser procesada, veréis perfectamente lo que digo (el borde oscuro a la izquierda), además de poder ver la estela que deja la estrella blanca de la camiseta a su izquierda (los elementos claros son más propensos a dejar estela ya que emiten más luz que será captada por el sensor mientras no hay luz del flash).

Viendo y analizando la foto podemos deducir que en este caso el sujeto se movió hacia la izquierda (visto desde la cámara) aproximádamente 1 cm. o menos (pero suficiente para crear esa estela) en el 1/8 de segundo que duró la foto. Sé que es a la izquierda porque los flashes se disparan sincronizados a la primera cortinilla, ya que con los Cactus no se puede configurar la 5D II para que se disparen en segunda cortinilla.

Pero no preocuparos, que a pesar de las malas condiciones, en las fotos donde no hay movimiento del sujeto no hay estelas, y podemos seguir usando estas velocidades bajas ya que el flash congelará la acción evitando la trepidación del motivo principal, que es lo más importante. Simplemente, hacer algunas fotos más de lo normal para asegurarse de captar la que queremos sin que haya estela ;) (y hacerlo rápido, porque el tiempo que dura la luz del atardecer no es mucho más de 15 minutos!)

Por cierto… el bonito color rojizo que buscaba ese día en el cielo brilló por su ausencia. Lo más que hubo es lo que capté en la foto que encabeza esta entrada…