N3331, la cafetería situada en un antiguo andén entre las vías del tren

N3331 es el nombre de la cafetería ubicada en los andenes de la antigua estación de Manseibashi, que se situaba entre las paradas de Ochanomizu y Kanda, de la linea Chuo. Dicha estación ya no existe, pero los trenes siguen pasando por sus vías, como se puede ver en las fotos. De hecho, la estación es conocida entre algunos amantes de los trenes, como la estación fantasma. La cafetería tiene acceso a través del centro comercial mAAch ecute, el cual me recordó al Aka-Renga de Yokohama por el estilo y, lo primero que llama la atención, es que las escaleras para subir al andén son las originales que tenía la estación. Un detalle muy curioso, puesto que se conservan las paredes de la época y tiene una atmósfera antigua, completamente diferente al aspecto actual de la cafetería. Como vemos, en cuanto subimos las escaleras nos encontramos con una estética mucho más moderna, que no tiene nada que ver con lo que nos enseñaban las escaleras antiguas. El cartel, que pone N3331 CAFE & 和酒 (N3331 Café y licor japonés) nos da la bienvenida a una cafetería actual, casi de diseño, construida prácticamente con paredes de cristal para que los clientes puedan sentirse rodeados por los continuos trenes que pasan por

Pikachu Parade

Porque JAPÓN. Y no hay más. ¿Sabéis de estos vídeos que se ven de vez en cuando por Facebook principalmente, donde hay millones de Pikachus andando por la ciudad? Pues el otro día resultó que fui a uno de estos eventos que se celebró en Yokohama (y me enteré antes de que pasase). Nada más llegar a Sakuragichô, la estación que queda más cerca del lugar del evento que se celebraba por el Minato Mirai, ya se podían ver posters, pegatinas y decoraciones con Pikachu allá donde mirases. Al salir de la estación… sorpresa! Toda la gente con viseras amarillas y… un Pikachu gigante! Bueno, quien dice uno, dice mil. Los pikachus inflables de la primera foto estaban aquí mismo, justo delante de la estación, y si tenemos en cuenta que este pokemon en realidad mide unos 40cm. pues sí, todos son gigantescos. Pero es que el que medía 5m. era impresionante. Sin contar los carteles que se ven en el edificio del fondo ;) Dentro del centro comercial también habían carteles, muñecos y otras diversas decoraciones allá donde fueses. Éste en concreto era el Queens Tower, donde nos encontramos con la siguiente escena: Una fila enorme, de por lo menos cien Pikachus. El plato fuerte del día.

El santuario Tomioka Hachiman

Este templo, fundado en 1627, recibió protección del shogunato Tokugawa. Y por otro lado, era también aceptado por la gente de shitamachi. Venera al dios Hachiman que es una divinidad de la arquería y la guerra. Este dios, se conoce como dios de la guerra, pero realmente se define más correctamente como el dios que protege a los guerreros. También es un dios protector de Japón, el pueblo japonés, la casa imperial y el clan Minamoto. Además, este dios también era venerado por los campesinos como dios de la agricultura, y por los pescadores con la esperanza de que sus salidas al mar fuesen prolíficas. Incorpora elementos tanto budistas como shintoistas, ya que con la llegada del budismo en Japón, Hachiman se convertiría en una deidad sincretista. Pero en la época Meiji, perdería la protección del shogunato que tenía en el periodo Edo, aunque fue incluído en la lista del Tokyo Jissha (東京十社, 10 templos de Tokyo) por el gobierno Meiji (siendo de estatus inferior al templo Hikawa y otros santuarios en el ranking que el gobierno había decidido). El 10 de marzo de 1945 fue destruido debido al bombardeo de Tokyo. Cuando el emperador Hirohito estaba inspeccionando el área destruida una semana después, y recibió el informe de daños, describió

Nakano Nights

Un amigo me dijo una vez que Nakano era el mejor lugar para vivir en Tokyo. Y yo, a falta de una mejor experiencia con la que rebatir esa afirmación, coincido con él. Por supuesto, te tiene que gustar este tipo de zonas, pero es un barrio donde tienes de todo, tanto para disfrutar como para llevar una vida cómoda en el día a día. Tiene un shotengai o calle comercial, un centro comercial de 4 pisos al más puro estilo Akihabara, un parque genial con terracitas donde quedar con los amigos, comer o incluso hacer barbacoas; piscina pública, sakuras, karaokes, maid cafes, varios supermercados, conbinis y todo tipo de tiendas, incluyendo un Don Quijote. Y mi parte preferida, la calle de los izakayas. Desde hace bastante, prácticamente desde casi que me mudé a este barrio hace ya más de un año, tenía ganas de hacer fotos nocturnas de esta calle de los izakayas. Básicamente porque tiene la atmósfera que siempre busco en Japón, con calles iluminadas con neones, al más puro estilo Shinjuku pero mucho más acogedor, con bares abiertos, humos de comidas cocinadas a la plancha, transitadas por gente con la mentalidad de pasárselo bien antes de volver a casa en el último tren –o ser batidos por

Cruce de trenes

Hoy, para celebrar que he hecho una pequeña remodelación en el blog, subo esta foto de un cruce de tres trenes, tomada en la estación de Ochanomizu. No creo que haya muchos lugares donde se puedan encontrar tres trenes a la vez (o al menos, es el único que yo conozco), y eso para los que nos gustan los trenes mola! Eso sí, el sitio es famoso por esto mismo creo yo, y si esperamos un rato, no nos costará demasiado hacer esta foto. El cambio en el blog es simplemente, un rediseño interno para hacer la web responsive. Y esto, para los no técnicos, simplemente significa que la página se muestre de maneras distintas en distintos dispositivos con distintas resoluciones, haciendo más fácil su lectura especialmente en dispositivos móviles, o adaptándose a distintos tamaños de pantalla. No es que lo haya pulido al 100% (y tampoco tengo todos los posibles dispositivos para probarlo) así que si véis algún error o tenéis alguna sugerencia, no dudéis en decirmelo!

Shinjuku

Y vuelvo a volver al blog! Hace bastante tiempo que no escribo por aquí (creo que un 20% de los posts empiezan con esta frase). Pero esta vez no me voy a disculpar, ni voy a decir que voy a intentar escribir más. Solo diré que por ciertos motivos se me fueron quitando las ganas de hacer fotos, de procesarlas sobre todo… y es que con el ánimo por los suelos no apetece mucho hacer nada. Pero también es verdad y ha llovido desde entonces y que desde hace mucho tiempo llevo pensando que debería de retomar esto, que empecé no para nadie sino para mí mismo, porque en parte me sirve como diario y, que a veces hecho un vistazo y recuerdo fotos y textos que me hacen sonreir :) Y aunque tengo muchas fotos nuevas, y sin procesar, he decidido poner estas que hice hace ya más de 3 años, cuando llegué a tierras niponas, porque alguna vez he hablado de ellas y realmente no las he publicado nunca. Y así con miles de otras fotos… Poco a poco, peldaño a peldaño…

Tokyo Sky Tree II: Tokyo nocturna

Una ciudad como lo es Tôkyô no se puede observar en su totalidad sin una vista aérea donde se vea en toda su magnitud, donde los edificios se pierdan en el horizonte, donde el tan solo mirar por la ventana te haga sentirte insignificante ante el vasto panorama. Ya que el otro día enseñaba la torre más alta de Tôkyô, la Sky Tree, hoy os enseño un poco las vistas que hay desde sus miradores. Concretamente lo que se ve, por ejemplo, en la foto sobre estas lineas, es el río Sumida (el principal de la ciudad), la tradicional zona de Asakusa abajo a la derecha, y la gran zona de rascacielos al fondo, Roppongi, junto a la Torre de Tôkyô a la izquierda. A medida que subimos por la torre podemos ver la impresionante ciudad desde otra perspectiva. Y es que al igual que la Torre de Tôkyô, la Sky Tree tiene miradores a dos alturas diferentes. Mientras el primero está a 350 m. el segundo nos sitúa en los 450 m. de altura. A diferencia de la primera, la Sky Tree, por ser considerada aún una novedad, se necesita día y hora para subir (por el uso del

Tokyo Sky Tree

Hace bastante tiempo que ando por aquí y sin embargo aún no he hablado de uno de los símbolos de Tôkyô, aunque lo haya visitado al poco de llegar. Y ese símbolo no es otro que el edificio más alto de la ciudad, con 634 metros de altura (casi el doble que la famosa Torre de Tôkyô), la llamada Sky Tree. A medida que nos acercamos nos vamos dando cuenta de la magnitud de la torre, que queda de maravilla con un canal y algunos almendros en flor, ya que es la época (y ya mismo será también época de cerezos y hanamis). Y si vamos a la Sky Tree desde Asakusa, podemos pasar por calles típicas de Japón como la de la siguiente foto. Y para sacar fotos como la siguiente panorámica, con este punto de vista… a ver si alguien adivina lo que tuve que hacer ;) Por otras zonas pude encontrar este parquecito que me llamó la atención, porque quedaba mono, así que aproveché y le hice la foto de rigor con la torre de fondo ;) Un detalle de la parte superior (que va desde los 350 metros hasta los 634 metros, aunque no lo parezca)